Los asambleístas de San Nicolás convocan a un encuentro en Bell Ville

Ante las nulas respuestas obtenidas por parte del gobierno nacional, de las gobernaciones e incluso de las municipales frente a la Proclama de San Nicolás, los asambleístas que organizaron la marcha multisectorial del 9 de julio, en la que se destacaron los sectores relacionados con el campo, ahora convocan a un encuentro en Bell Ville. La cita es el próximo 9 de agosto y la intención no es realizar un acto multitudinario sino que las instituciones y entidades estén representadas por una comitiva para evaluar los pasos a seguir.

“Las exigencias formuladas en la Proclama de San Nicolás cayeron, como era de esperar, en oídos sordos. No hubo ningún intento por parte del gobierno nacional, de tomar alguna medida en la dirección solicitada”, indicaron los asambleístas (así se definen) en un comunicado de prensa difundido hace pocas horas.

“En cuanto a gobiernos provinciales y municipales, a pesar de haber entregado el documento en casi 100 municipios, sólo en Las Breñas (Chaco) hubo una respuesta institucional: el Consejo Deliberante adhirió, por unanimidad, a la Proclama, declarándola de interés municipal y apelando a autoridades nacionales, provinciales y locales a tomarlo en consideración”, agregaron.

“Ante esta situación, se propone una nueva asamblea el lunes 9 de agosto en la ciudad de Bell Ville (Córdoba), con el fin de coordinar acciones y elaborar un plan de lucha”, se anunció.

Por último, el comunicado aclara: “Aunque la asamblea está abierta a quien quiera participar, el objetivo no es lograr una convocatoria masiva como la del 9 de julio, sino contar con la presencia de referentes de los diferentes sectores (cámaras empresarias, colegios y asociaciones profesionales, entidades rurales, etc.) que puedan hablar en nombre de sus representados y proponer medidas de fuerza adecuadas a su actividad”.

Hace unos días, los autoconvocados habían lanzado un ultimátum a las autoridades políticas para que den respuesta a la denominada proclama de San Nicolás. Pero no tuvieron ningún eco.