La campaña de trigo muestra las dos caras del clima

La siembra del trigo de la campaña 2021/22 se dio por finalizada esta semana alcanzando las previsiones de inicio de ciclo de 6,5 millones de hectáreas, según el último informe de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires. En el mismo trabajo de la entidad porteño se plantea la dualidad del estado del cultivo en las distintas zonas productivas del país a raíz de las condiciones climáticas.

“Lluvias acumuladas durante los últimos siete días sobre el centro-este del área agrícola, permitieron que el cultivo recupere condición y recargaron los perfiles en lotes ubicados en las regiones Núcleos Norte y Sur, Centro-Este de Entre Ríos, Centro de Buenos Aires y Cuenca del Salado. En paralelo, las regiones del norte y centro-oeste del área agrícola nacional, donde se concentran los lotes más adelantados, continúan su ciclo bajo condiciones hídricas limitadas”, indicó la Bolsa.

“A este escenario se suman heladas que, junto a la limitada oferta hídrica recién mencionada, comienzan a comprometer el potencial de rinde del cultivo”, agrega dejando una señal de advertencia.

En tanto, el trabajo detalla que en las regiones NOA y NEA, “la condición de cultivo entre regular y mala supera el 50% del área implantada. Más del 40% del cereal transita etapas desde encañazón hasta floración, bajo condiciones de sequía, con plantas de escaso macollaje y pobre crecimiento”.

“A este escenario se suman heladas que, junto a la limitada oferta hídrica recién mencionada, comienzan a comprometer el potencial de rinde del cultivo”, agrega dejando una señal de advertencia.

En paralelo, en la provincia de Córdoba, el efecto combinado de las heladas con la falta de lluvias continúa demorando el desarrollo de los lotes y reduciendo el macollaje, impactando negativamente en el potencial del cereal. Sin embargo, en los Núcleos Norte y Sur y en el Centro-Este de Entre Ríos, los recientes registros de lluvias han facilitado la recuperación luego de las heladas y ayudado a la incorporación de los fertilizantes.

Respecto al sur del área agrícola del país, la BCBA indicó que las lluvias de días pasados se focalizaron en el centro y este de Buenos Aires, permitiendo la siembra de los cuadros remanentes. “Sin embargo, la acción de fuertes vientos y la alta frecuencia de heladas han provocado que algunos lotes comiencen a manifestar signos de falta de humedad”.

Cebada

Con una superficie implantada de 1,15 millón de hectáreas se registró una expansión de un 27,3% con respecto a la campaña 2020/21 (superficie sembrada 2020/21: 900.000 hectáreas), “impulsada por mejoras en la relación insumo/producto”.

Mientras tanto, la entidad informa que “gran parte de la superficie sembrada se encuentra transitando el periodo de macollaje, informando demoras en su crecimiento como consecuencia de las bajas temperaturas”.

“Sectores del sudoeste de Buenos Aires – sur de La Pampa informan demoras en el crecimiento y daños en punta de hoja, como consecuencia de las heladas registradas durante las últimas semanas. Al mismo tiempo la región aguarda por nuevas lluvias que mejoren la oferta hídrica y permitan avanzar con la fertilización del cultivo”, explica el informe de la Bolsa.