Se declaró la “emergencia” a nivel nacional por los incendios en campos y montes

El Ministerio y el Consejo Federal de Ambiente recomendaron robustecer las partidas presupuestarias en la prevención. El calor y los vientos cambiantes seguirán unos días más

 

El Consejo Federal de Medio Ambiente (Cofema), junto con el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, declararon la emergencia ígnea en todo el territorio argetnino por un plazo de 12 meses en función del riesgo extremo de incendios de bosques y pastizales.

Esto se da mientras siete de los 24 distritos del país se encuentran afectados por las llamas, según el Servicio Nacional de Manejo del Fuego (SNMF): Santa Fe, Neuquén , Chubut, Río Negro, Misiones, Formosa y San Luis. A lo largo de 2021, se quemaron 302.451 hectáreas en todo el país.

“Muy probablemente, como resultado del cambio climático, puedan presentarse temporadas de fuego a lo largo de todo el año, situación que implica un abordaje muy diferente al que veníamos teniendo hasta ahora”, advirtió el secretario de Control y Monitoreo Ambiental, Sergio Federovisky.

El Ministerio y el Cofema recomendaron al Gobierno nacional replicar la medida para que se habiliten partidas presupuestarias de excepción necesarias para robustecer las acciones.

Federovisky agregó: “Estamos frente a un escenario que puede tender a repetirse de manera recurrente en el tiempo, es decir, un periodo de sequías prolongadas, de corrimiento de las temporadas secas en cada una de las estaciones, de temporadas sin lluvias”.

Al respecto, el secretario se refirió a la prevención y declaró también que, “las políticas del combate contra el fuego en situaciones climática adversas y con tanto material combustible en el suelo, resultan ineficientes más allá de todos los recursos a disposición que se pongan”.

“La declaración de la emergencia ígnea es importante porque estamos ante una situación que necesita obligatoriamente de una coordinación de esfuerzos y una conjugación de voluntades para poder enfrentar un panorama muy adverso; la temporada que viene en la Patagonia es complejísima”, finalizó el secretario.

El Servicio Meteorológico Nacional vaticinó que las condiciones adversas de altas temperaturas y vientos cambiantes proseguirán durante los próximos días sin que se esperen lluvias.

“La declaración de la emergencia ígnea es importante porque estamos ante una situación que necesita obligatoriamente de una coordinación de esfuerzos y una conjugación de voluntades para poder enfrentar un panorama muy adverso; la temporada que viene en la Patagonia es complejísima”, dijo el titular del Cofema.

Por su parte, el secretario de Ambiente y Desarrollo Territorial de la provincia de Neuquén, Jorge Lara, informó que diversos incendios han quemado unas 4.000 hectáreas de bosque nativo.

“Los incendios forestales traen aparejada la inevitable pérdida de bosque nativo y biodiversidad, lo que representa una amenaza no solo para la riqueza forestal, sino también para toda la flora y fauna, perturbando gravemente la ecología y el ambiente en general”, dijeron desde el ministerio.

Además, la duración, riesgo y magnitud de los incendios forestales, pueden abarcar lugares cercanos a zonas urbanas y por ello cada vez son más peligrosos, con consecuencias sobre las poblaciones. (Noticias AgroPecuarias)