“Una vez más se incumplió con la palabra empeñada al campo”

Carbap criticó la oficializaciones de las resoluciones que ratifican la continuidad de la intervención de las exportaciones de carne vacuna. “Los funcionarios habían garantizado que la restricción concluía el 31 de diciembre”, recordó la entidad

 

“Incumplir con la palabra empeñada”, se titula el comunicado de prensa que emitió la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa tras la oficialización de la continuidad de la restricción de la exportación de determinados cortes de carne vacuna. A continuación, el texto completo:

Una vez más se incumplió con la palabra empeñada al campo por parte de funcionarios al garantizar que la medida de restringir la exportación de determinados cortes de carne vacuna concluía el 31 de diciembre del 2021.

Las Resoluciones 301 y 302 que fueron publicadas el día lunes en el Boletín Oficial ratifican la continuidad de la intervención y el incumplimiento del compromiso asumido.

Reiteramos, mismos argumentos, mismas acciones, mismos actores, mismas consecuencias. Se repite la política del desaliento para una actividad que  es estratégica en el desarrollo territorial para nuestro país.

La errónea decisión del Gobierno, en pos de cuidar la “mesa de los argentinos” no hace más que intentar tapar el sol con las manos, ya que el aumento de los precios de la carne se debe principalmente al descontrol macroeconómico en virtud de una inflación que las mismas acciones alocadas del Gobierno impide controlar.

Desde la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa rechazamos este esquema planteado por el Ministerio de Agricultura que niega la posibilidad hasta diciembre de 2023 de exportar los siete cortes vacunos, impide exportar a vacas de categoría C y vuelve a implementar las DJEC, una versión renovada de los recordados ROES Rojos.

Sólo con políticas que amplíen el stock ganadero y que incentiven la inversión para aumentar la oferta se va garantizar la “mesa de los argentinos”  y generar un volumen importante de exportaciones que mejoren los ingresos de divisas por el comercio exterior.

Pero el Gobierno sigue empecinado en las mismas recetas, mismos argumentos, mismas acciones, mismos actores, mismas consecuencias y lógicamente mismos resultados. Allá vamos.